En todos estos años de experiencia, asistiendo y guiando a mis clientes en sus procesos de cambio, atravesando situaciones difíciles para salir del sufrimiento y los miedos, poder soltar aquello que limita, transformar las creencias que IMPIDEN, y abrazar las posibilidades que se les abren para vivir con plenitud, con mas alegría, y con mas abundancia. Guiándoles también en el nuevo terreno, mientras se adaptan a lo “desconocido”…

En todo este tiempo me he dado cuenta como la mayoría de la gente tiene dificultades para saber lo que realmente desean, de forma específica. Es algo que ya hemos podido comprobar, desde los primeros días, en nuestro Reto Gratuito de 21 días de Abundancia del Grupo Manifestadores Conscientes, donde estamos rompiendo barreras, auto-sabotaje, y los “techos” de abundancia que cada uno pueda tener, esté en el punto que esté en su vida.

Y ahora, después de más de 10 años de experiencia con clientes y alumnos individuales y en grupo, Formaciones de Tapping, Cursos de Medicina Energética Eden, Circulo de Mujeres, etc.. y de unas cuantas transformaciones enormes en mi propia vida, he comenzado a enseñar en profundidad cómo ser un Manifestador Consciente, para que conozcas paso a paso, lo que hay que SER, HACER,  TENER y EXPERIMENTAR para CREAR con Poder Personal la vida que sueñas, como vivir con mas ALEGRÍA, con mas CONFIANZA, con mas MAGIA.

Por un lado desarrollando mes a mes, contenidos de gran valor, y Encuentros de Coaching y Mastermind grupales, en la Escuela de Manifestación Consciente, y en los cursos presenciales, de momento solo en Bali y en Tenerife. Con opción a que te organice tu propio retiro en cualquiera de ambos lugares.

Y en este caminar me he dado cuenta también que AQUELLOS QUE SÍ TIENEN UNA VISIÓN para sí mismos, aquellos que sí se permiten soñar, aún aprendiendo a tener CLARIDAD y a ser específicos, no siguen esa visión, no recorren el camino hasta sus sueños! o bien lo caminan con la mitad del foco, energía y entusiasmo que tienen y podrían aprovechar a su favor.
A algunos también les he visto seguirlo con pasión, al 100%, pero sin embargo en algún punto abandonan… se desinflan tal vez 5 minutos antes del milagro.

Estoy segura que eso es algo que podrían lograr con el apoyo adecuado. No importa si el sueño/deseo/proyecto u objetivo es pequeño o grande. Ese objetivo puede requerir de uno que cambie hábitos dañinos o auto-destructivos, puede requerir un cambio de residencia, dejar una relación, abrirse a relaciones mas saludables o tal vez un salto de fe y cambiar de trabajo, o estudiar una nueva carrera.

Pero en la mayoría de los casos, les ha pasado algo parecido a mi en ciertos momentos de  mi propia experiencia personal, si estas personas (tal vez tu) no están siguiendo sus sueños, es porque no están dispuestos a SENTIR,  pero sobre todo sentir sus emociones ante determinados retos de la vida.

Una vez estás preparado o preparada para ello, los sueños se hacen realidad, de una forma u otra, es inevitable.

Sentir nuestras emociones sin sentir miedo o que nos supera,es algo que podemos aprender. Gran parte de mi trabajo es ayudarte y enseñarte a ello, tanto individualmente como en grupo.

Muchas veces pensamos que tememos el éxito, o el fracaso. O que nos preocupa cómo nos cambie la vida, las relaciones, el miedo a lo desconocido, el miedo a equivocarnos…

Pero cuando nos adentramos en lo que sucede por debajo de eso, en la mayoría de los casos, todo ello es consecuencia de un legado emocional de nuestra infancia, donde aprendimos e interpretamos, a través de nuestras experiencias de niños, que no éramos importantes, que nuestra opinión no era escuchada, y/o nuestra presencia era ignorada o molesta.

Hemos de darnos cuenta y atravesar esos sentimientos, sentir de verdad eso para entender y trascenderlo, y así liberarlo por completo y deje de influenciar nuestras pobres decisiones.

Recuerdo cuando le pregunté recientemente a Magda en una sesión “¿Qué es lo peor que podría suceder si fueras adelante sí o sí con tu proyecto?” Y su respuesta fue que no lo sabía muy bien, pues nunca lo había pensado antes. (algo muy habitual!)

Le ayudé a imaginarse en su propio proyecto cumplido, le ayudé a visualizar todo lujo de detalles, y también le guié a imaginar un momento en que ocurría algo terrible, como que un cliente le insultaba, exigiendo su dinero, diciéndole que no valía para nada.

Magda de repente se hizo muy pequeña, encogida empezó a dolerle todo el cuerpo.

La animé a respirar profundamente, mientras observaba y sentía sus tensiones, invitándola a hacerlo desde una profunda amabilidad y ternura consigo misma, sin luchar, sin pretender cambiar. Solo observar, respirar suavemente y sentir esa amabilidad.

Después de unos minutos empezó a desaparecer el dolor y soltarse las tensiones… pero al mismo tiempo sentía vergüenza por lo que pudiera contar ese cliente a los demás, y culpa por no haber sabido hacerlo mejor.

La invité a SENTIR eso también… guiándola en el proceso, para que lo atravesara, en lugar de querer evitarlo, y no querer enfrentarse a esa posibilidad que la tenía paralizada profesionalmente.

En pocos minutos me dijo bastante sorprendida que la vergüenza y la culpa YA NO ESTABAN!!

ALIVIADA también según me dijo, porque esperaba que podría haber sido mucho peor. Tenía miedo de sentir. Sin embargo en ese momento, después de haberlo hecho, sentía una profunda relajación y aceptación, y desde ese espacio le pregunté como respondería a un cliente enfadado si se diera la situación.

Y me respondió con tranquilidad: “Imagino que lo mas que puedo hacer es pedirle disculpas. Le devolvería el dinero si fuera necesario, preguntándole si le puedo ayudar de alguna otra forma para arreglar el problema.”

Ese simple comentario, fue muy revelador para ella, darse cuenta que en la peor de las situaciones también podía ser resolutiva le llevó a Magda a una gran transformación. Empezó a ser mucho mas pro-activa en su profesión, aumentando notablemente sus clientes y sus ingresos en pocos meses.

Pero lo mas importante se siente segura de si misma, ya no le tiembla el pulso, ni se siente paralizada cuando tiene que dar pasos nuevos para avanzar, sigue igualmente hacia adelante con motivación, lo que le lleva a lograr sus objetivos y las metas que se va marcando. Feliz.

Te invito con esta reflexión a RESETEAR para activar de nuevo tus objetivos y/o sueños siguiendo los siguientes pasos:

1.- Identifica el paso que evitas dar.

Identifica una acción importante que aún no has dado para materializar lo que deseas.

Tal vez sea una labor de investigación, o llamar a esas personas que sabes que podrían estar interesadas, o tal vez revisar tus cuentas, o comenzar clases de inglés…

Tal vez incluso hayas comenzado alguna de estas cosas pero no te has mantenido constante. O no has conseguido resultados con ellas. Lo importante es que te des cuenta de CUAL ES EL MOMENTO en que desconectas y de alguna forma abandonas, comenzando tal vez a procastinar, o a preguntarte si realmente merece la pena, con ganas de abandonar.

2.- Encuentra las emociones que has estado evitando o ignorando.

Para ello pregúntate: “¿Qué es lo peor que podría sucederme si continuara en este momento?Antes de saltar a conclusiones precipitadas, respira profundo y permite que llegue la respuesta, tómate tu tiempo.

Cuando ya tengas esa “peor situación posible”, pregúntate: ¿Si esto sucede, cual es el peor sentimiento u emoción que voy a tener? De nuevo, respira profundo y permite que llegue la respuesta.  Sabes que has dado en el clavo si lo que descubriste en el punto 1 se acentúa y quieres salir corriendo!! 🙂

Yo recuerdo cuando me hice esa pregunta hace 18 años, justo antes de cumplir mi sueño de dar la vuelta al mundo SOLA.. La creencia limitante heredada que estaba limitando mi sueño era que “Es muy peligroso para una mujer viajar sola”.. cuando una serie de circunstancias me llevaron a abandonar el sueño o hacerlo sola, me hice la pregunta… y ante la respuesta en mi mente: “Morir”, dije en voz alta, (y eso que no había nadie para escuchar): “Por favor, por favor … que sea sin dolor!” 🙂 y nunca mas volví a pensar en ello…. disfrutando el mejor año de mi vida!!

3.- Siente

Es el momento de sentir aquello que has estado evitando y/o resistiendo hasta ahora, tal vez toda tu vida!

Sé que se requiere valentía de tu parte para ello, y sé que puedes!! Además la otra opción es estar siempre en lucha, sin cumplir tus verdaderos sueños ni deseos. Y aquí estamos para todo lo contrario!!  

Permítete sentir, y observa donde lo sientes en tu cuerpo. Mantén el foco con paciencia un buen rato, con total consciencia, entregada/o al momento presente, respirando a través de las emociones y sentimientos que vayan surgiendo, con amabilidad y suavidad. No pretendas nada, solo observa tus sentimientos, respira.

Pronto notarás un click, un cambio y sentirás un gran alivio. Te habrás liberado.

 

4.- Repítelo tantas veces como necesites.

Ahora que sabes que puedes sentir aquellas emociones que mas temías y que lo que antes pensabas que ibas a ser incapaz de tolerar, lo toleras.

Ahora que sabes que puedes elegir aceptar, gestionar, atravesar y seguir adelante liberada/o., podrás avanzar, atrás quedará la procastinación o el autosabotaje.

Necesitarás repetir estos pasos. Hazlo cada vez que sientas ganas de escapar.
Y con confianza, ten presente que cada vez será un proceso más fácil y rápido.

Recuerdo a María, una de mis clientes, la liberación que experimentó cuando se permitió sentir las emociones de creer que era una mala madre, y aquello se liberó a una relación mas amorosa y pacífica con su hijo. Por supuesto que ella no era ni es una mala madre, pero era lo que ella sentía, un sentimiento que la paralizaba al no permitirse ahondar en ello completamente.

Juan, otro de mis clientes, director de un colegio, al permitirse sentir su miedo a las reacciones de algunos alumnos, pudo recuperar su trabajo que había abandonado en una baja por depresión que le tenía aún mas deprimido. Regresó a la actividad, lo que le devolvió en poco tiempo la motivación y la alegría, Aprendió a gestionar las situaciones con esos alumnos mas rebeldes que el temía, al haber podido sentir previamente “lo peor que podía suceder”, y haber atravesado sus emociones.

Espero que seguir estos 4 pasos, y estos ejemplos te hayan ayudado e inspirado, y sobre todo, que sean el punto de partido para cumplir tus sueños, poniéndolos en práctica con regularidad hará que cualquier hábito perjudicial (y de huida) que tengas como comer compulsivamente, por ejemplo, o procastinar, desaparezcan. En algunos casos, si sientes que necesitas ayuda, acude a un profesional que pueda acompañarte y guiarte en tu proceso.  Y mientras…

¡Ponlos en práctica! Sólo con la experiencia se consiguen resultados. Y cuando la tengas, por favor, comparte TUS resultados bajo este post!!

También puedes compartir ahora, en comentarios aquí abajo, cualquier descubrimiento que hayas hecho leyendo este post. Sabes que me encanta saber de ti. 🙂

Con Amor,
Montse Kamala

¡Comparte esto con tus amigos!